El cerúleo, un tono azul que rebosa felicidad, evoca imágenes de veranos sin fin y el color intenso de las aguas del Mediterráneo. De hecho, este vocablo tan exótico de origen latino quiere decir azul oscuro o verde azulado, y es justo ahí donde se sitúa el cerúleo en la escala cromática, entre un azul acuático atrevido y un verde agua brillante. Por tanto, no es de extrañar que cuando se creó el pigmento cerúleo a principios del s. XIX, los pintores impresionistas llenaran sus lienzos de este maravilloso color. (Sin ir más lejos, en el último pedido de pintura de Picasso figuraba “Azul, cerúleo” en tercer lugar).

Este color, muy atrevido pero tranquilo y sereno a la vez, es ideal para resaltar cualquier espacio donde quieras dar sensación de alegría y felicidad. Si lo combinas con verdes y amarillos, obtendrás un look exuberante y tropical, o si lo coordinas con neutros pálidos, como el verde nilo y el azul huevo de pato, crearás un ambiente relajado que te hará sentir que es verano todo el año.

Studio Color 1

Además, te ofrecemos nuestro servicio de consultorio color, donde nuestra interiorista te ayudará a resolver todas tus dudas. ir al consultorio color online

Colores de la imagen